martes, 21 de marzo de 2017

UN SENCILLO INVENTO QUE TE PUEDE SALVAR LA VIDA EN EL MAR

Ya teníamos cinturones de seguridad en los coches, casco en las motos y ahora Kingii en el agua!




Esta es quizás una de las ideas más interesantes que hemos visto en el mundo de wearables – dispositivos vestibles – en buen tiempo. El Kingii (pronunciado “kinyi”) es un flotador que permanece de forma compacta en nuestra muñeca. Pero que, cuando sea necesario (cuando seamos arrastrados por corrientes marinas, cuando no podamos salir a la superficie por algún motivo), podremos desplegar rápida y fácilmmente.

Lo mejor de todo? Que es ultra-compacto; hasta 78 veces más pequeño que un chaleco. Y el Kingii puede permanecer inflado hasta por 2 días. El inflado se produce con un cartucho de CO2 interno una vez que jalamos la manija del Kingii. Y el dispositivo podemos usarlo una y otra vez, siempre y cuando contemos con cartuchos de CO2 de reemplazo.

Kingii sigue siendo una campaña en IndieGogo, que podemos apoyar desde la campaña oficial. Por $79, obtendremos el Kingii con dos cilindros.